Follow by Email

sábado, 23 de febrero de 2019

MI CAPOTE DE PASEO

PATIO DE CUADRILLAS Tauromaquia Mexicana, Capítulo Hidalgo invitó a la escritora Mary
Carmen Chávez Rivadeneyra a comentar su obra Mi capote de paseo. Tuvo lugar la
comparecencia en uno de los espacios interiores de la plaza Monumental Vicente Segura, de
Pachuca, Hidalgo. El salón se llenó y hubo algunos asistentes parados. Estuvo presente la
chamaquiza torera: Gilda González ¨La Paloma¨, Mariangel Segovia ¨La Princesa Maya¨, Carlos
Hernández y Ximena Linares. Además, Cristóbal Arenas ¨El Maletilla¨ y Alejandro Moreno
¨Castelita¨, con más semejanza a su orgullosa mamá que al torero francés epónimo. Fui
invitado para hacer la presentación del libro.


CIELO ANDALUZ El Ambiente se hizo de fiesta. El matador Luis Gallardo, director de la Escuela
Taurina ¨Jorge Gutiérrez¨, Sonia Cristina López del Capítulo de Tauromaquia Mexicana y otros
más prepararon la reunión con diligencia. El libro es de fácil lectura y trata de la tauromaquia
que es un tesoro que las generaciones viejas entregan a las nuevas.

PITÓN DERECHO Todos los aficionados presentes (y los ausentes) reconocemos la necesaria tarea de transmitir el gusto por Los Toros a los millones de infantes que por otro lado han recibido la disneylandesa idea distorsionada de la vocación de los animales fieros. Sin mencionar a Disney la autora toma acertadamente como personajes centrales en su libro al abuelo, al hijo torero y al nieto y a los toros para tratar este asunto del ritual estético que está siendo atacado.

PITÓN IZQUIERDO El abuelo es un sabio de las corridas. Jerónimo está ávido de
conocimientos. Valente se deja querer. Los villamelones, encarnados en las amistades de
Jerónimo, no se cierran a la enseñanza. Muy bien la selección de personajes. Mary Carmen ha
escogido una ¨corrida dura¨ porque el asunto del rescate y entrega del tesoro, es según ella un
asunto familiar. En estos tiempos en que la mismísima familia tradicional esta sufriendo
cambios sorprendentes.

PITÓN DERECHO Manuel (¿Martínez?), Valente (¿Arellano?) y Jerónimo (¿El torero
mexicano?), los individuos principales del libro nos sugieren toreros nacionales. Creemos que
la lista de personajes que el autor da vida en cualquier novela taurina mexicana, no puede
evitar que los nombres evoquen a los tocayos que han tallado con sus zapatillas la cruz en los
círculos de las arenas taurinas. Órale.

PITÓN IZQUIERDO Transcurre la narración aprovechando cuanta oportunidad aparece para
dejar notas que agrandan el conocimiento taurino, a la vez que despiertan el interés del
curioso nieto y el atento lector. Los asistentes que hicieron uso de la voz, parecieron cubrirse
con la curiosidad de Jerónimo. Mary Carmen Chávez contestó también, como el abuelo
Manuel. Todos los que ahí estuvimos, disfrutamos un buen momento y algo ganamos en conocimientos.


RECORTE Al atardecer hubo ¨corrida¨ de toros en la Monumental Vicente Segura. Buena
entrada. Lorena Barrera decoró el redondel con alcatraces hermosos. Los trajes ¨goyescos¨ no
se asemejan a la mayoría que el mismísimo Goya grabó en su Tauromaquia. Ventura y Luis
David emocionaron a los tendidos, Ponce se los botaneó. Los antis fueron bañados en rechifla
y cerveza. El reloj fue ignorado. El Juez anduvo por ahí y extendió un muestrario de pañuelos.
Cuando menos un toro mereció la vuela al ruedo. No vi el toro de regalo de Ventura. Los
comentaristas profesionales, reconstruyeron otra corrida, algo parecida a ésta.

CHÁVEZ RIVADENEYRA Mary Carmen. Mi capote de paseo UPAEP (México, 2019) 119 p.
Prólogo de José Antonio Luna Alarcón. Con ilustraciones de David Chávez Rivadeneyra.
Portada de Santiago Sebastián Galindo Chávez.